Por tratarse de un ámbito de derecho parlamentario administrativo, relacionado con la organización interna para el funcionamiento legislativo y la relación entre grupos parlamentarios, la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) desechó la impugnación contra la “Ley Mordaza” que acotó la participación de los grupos minoritarios en la tribuna camaral.

La impugnación fue interpuesta por el líder de los diputados federales del PRD, Ricardo Gallardo, y los legisladores independientes, Lucía Riojas y Carlos Alberto Morales, pues el pasado 8 de octubre, la Junta de Coordinación Política (Jucopo) recortó a cinco minutos las intervenciones en tribuna, durante las sesiones y en el Canal del Congreso, según el peso numérico de cada bancada.

Según ese acuerdo, dado que es la fuerza mayoritaria, en cada ronda los diputados de Morena tendrán derecho a intervenir hasta en seis ocasiones; el PAN en tres; y el PRI en dos, en tanto que sólo podrían usar la tribuna una vez cada una de las cinco bancadas restantes: PRD, Movimiento Ciudadano, Partido Encuentro Social (PES), PT y Partido Verde (PVEM).

Dado que cada diputado puede intervenir durante cinco minutos, en total Morena podría acumular hasta 30 minutos con seis legisladores por ronda de intervenciones; el PAN con 15 minutos; el PRI con 10; y las minorías cinco minutos cada uno.