El presidente de la Comisión de Capacitación y Organización Electoral del Instituto Nacional Electoral (INE), Marco Antonio Baños, rechazó cualquier acción violenta generada en el marco de las elecciones del estado de Puebla para elegir gobernador.

También apuntó que las impugnaciones que tiene derecho a presentar el candidato que no fue favorecido, deben ser dentro de un clima institucional y con absoluto apego a la ley, además de que la definición de esta elección le corresponderá a los tribunales.

Sostuvo que «solamente por la vía de los medios de impugnación y por decisiones que tomará el Tribunal, en ese sentido podrían recontabilizarse algunos paquetes electorales”.

El consejero electoral reiteró que en el INE se desaprueba la violencia que se presentó en Puebla el 1 de julio y en los días subsecuentes, previo a que se realizarán los cómputos en esa entidad, donde hubo golpes entre personas afines al candidato de Morena, Luis Miguel Barbosa, y de la candidata del PAN, Martha Érika Alonso.

Explicó que el INE está tranquilo con relación a la elección estatal de Puebla, pues instaló casillas únicas que trabajaron de acuerdo con la ley, los ciudadanos llenaron bien las actas de escrutinio y cómputo, se implementó el conteo rápido, que coincidió plenamente con el Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP) que implementó el Instituto Electoral de Puebla.

Precisó que también ya se terminó el conteo y cómputos distritales y en otra estadística que dio a conocer el Organismo Público Local Estatal (OPLE), se reflejan 4.2 por ciento de distancia entre el primero y segundo lugar de los candidato que compitieron por la gubernatura de Puebla.

Sobre si hay disposición del INE para que la aplicación con la que se recolectaron las firmas de apoyo a las candidaturas independientes, se usarán para hacer una consulta sobre la propuesta de amnistía del candidato ganador, Andrés Manuel López Obrador, indicó que dicha herramienta está a disposición de quien la solicite.