El 20 de agosto se cumplirán 21 años de que la cantante Lucha Villa sufrió un paro cardiorrespiratorio durante un procedimiento de liposucción, que la dejaría dos semanas en coma y con severas secuelas, que hasta hoy la mantienen alejada de los escenarios.

“Bendito Dios, mi tía está bien y es un privilegio que ella esté con nosotros todavía. Hay ratos en que tiene lucidez, con momentos buenos y otros malos, pero la seguimos disfrutando hasta hoy en día”, dijo Damiana Villa, sobrina de la cantante vernácula y también estrella del cine nacional.

Damiana, quien sigue los pasos de su famosa tía, explicó que no ha habido cambios sustanciales en su condición, pero se han sumado problemas de la edad (81 años).

“Mis primas han estado muy atentas de ella, no la han desamparado, vive con mi prima Rosa y mi prima María José va cada rato con ella porque vive en Querétaro y está a unos pasos de San Luis Potosí”, detalló.