728x90

KAAN_banner
Lo último

ESE

Profesor acosa sexualmente a niña

52178 veces leída | agosto 5, 2013 |
Califica esta nota 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valoraciones)
Loading ... Loading ...
José Luis Silva Solís, profesor de Física de la ESE, acosa a una alumna. Ésta buscó el suicidio. Cortesía

José Luis Silva Solís, profesor de Física de la ESE, acosa a una alumna. Ésta buscó el suicidio. Cortesía

Avisaín Alegría / CP Una niña estuvo a punto de morir, al tomar una sustancia tóxica, para escapar de la presión por el acoso sexual de su profesor. La madre, con pruebas, acusó al pervertido mentor, quien se burló de ella asegurando tener mucha influencia. La directora del plantel trató de mantener en secreto el incidente para preservar el “honor” de la escuela.
Ante Paola Yasmín Borraz García, fiscal del Ministerio Público Investigador del Nuevo Sistema Integral de Justicia Penal, acudió a presentar su querella Esmeralda Zúñiga González. Su petición de justicia fue rechazada.
Tampoco encontró apoyo dentro de la Escuela Secundaria del Estado, donde su hija de 14 años es víctima de acoso sexual permanente por parte del profesor de Física, José Luis Silva Solís. La directora, Josefa Eloína Ocampo Santiago, se preocupó más por el prestigio de la escuela que por la integridad de la alumna agraviada.
Ante este medio, la pesarosa madre narró que en mayo del 2012 le halló a su hija un celular de unos tres mil pesos. La niña dijo que era de una amiga. En el teléfono había mensajes de texto como “el 9 de mayo no hay clases, vamos al cine”, “acéptame una invitación y te pongo 10 en Física”, “te regalo ese celular pero no se lo digas a nadie”, “de que termine la clase te quedas en tu silla”.
Todos los mensajes salían de un teléfono 0449611713262 y 0449612706226, registrados como Babitas y Babitas 2. Ante la pregunta a su hija de quién enviaba estos mensajes, la niña dijo que eran de un niño pretendiente. Y lloraba. La madre habló a ese celular y contestó una voz masculina, de adulto. La mamá reconoció la voz del profesor José Luis Silva Solís.
La psicóloga de la ESE, Martha Ruth Palacios, corroboró a la madre que en efecto ese número era del mentor en mención. Y carearon a la niña con el profesor. Ambos negaron los hechos.
Ya en su trabajo, la madre insistió en cuestionar a su hija, la que se metió al baño e intentó tomar ácido muriático. La madre lo evitó. Llorando la niña confesó la verdad. Dijo que el profesor Silva Solís la tenía amenazada para que no dijera nada.
La madre fue nuevamente a la dirección, acompañada de la psicóloga. La directora pidió a la madre “no diga usted nada a nadie, porque esta es una escuela de mucho prestigio, y la más perjudicada va ser su hija”. Acto seguido sólo le prohibió al mentor sindicado de acoso sexual, que no diera su número a los alumnos, sólo a los padres.
Ya fuera del plantel el profesor José Luis Silva Solís se burló de Esmeralda Zúñiga. “Señora, tengo dos plazas (otra en San Fernando), gano más de 60 mil pesos al mes, quéjese donde sea, no le van hacer caso y es más, pronto tendré mi nuevo trabajo en el sindicato”.
Lejos de modificar su aberrante conducta, el profesor Silva Solís persistió en su acoso. Enviaba arreglos florales caros a la alumna. El pasado 4 de julio, la menor portó otro celular nuevo, de alto costo.
Una vez más la hija dijo que el celular era de una amiga. La mamá decidió marcar a la casa del profesor acosador y desenmascararlo ante su esposa. La alumna gritó a su mamá que no lo hiciera, “tengo mucho miedo, tengo mucha vergüenza, el profesor José Luis me tiene amenazada”, acto seguido salió al patio, gritó y cayó inconsciente. Había ingerido cloro.
La señora Zúñiga González fue apoyada por su vecino Juan Carlos Pérez y llevaron a la menor al Hospital Regional. Quedó internada en la cama 2 de urgencias.
Con siete impresiones (que obran en poder de este medio) con las conversaciones que el profesor sindicado sostiene con la menor, la madre se presentó ante la autoridad competente y ante la Secretaría de Educación. Ella teme que su hija haya sido violada.
Su mayor preocupación es que el profesor Silva Solís es el encargado de acompañar a los alumnos en sus viajes dentro y fuera del estado. Es un lobo rapaz que anda al acecho de las inocentes ovejitas. Y debe ser sacado de la manada. Exige su cese inmediato.

Comentar nota

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Architectural Digest Home Design Show: Página de Inicio Diseños de tatuajes e Ideas - Body Art Pictures Sharing w / Tattoo libro