Tres hombres armados irrumpieron la mañana de este viernes, en una tienda de conveniencia ubicada en la Carretera a Villaflores y 13 Sur de Tuxtla Gutiérrez. Amagaron, encerraron a los empleados y luego cortaron la caja metálica para robar el dinero. Huyeron, al parecer en un taxi.

Yeni Zárate, la joven cajera, luce pálida y temblorosa, aún, se pasea nerviosa dentro del local. Afuera, su madre Karla Yasmín, dialoga con el encargado y los policías.

Un oficial entra y entrevista a la joven con evidente crisis nerviosa. Dice que entró un hombre preguntando por el precio de las tarjetas telefónicas, luego ingresaron los otros dos, y procedieron al ilícito.

Amagaron a los empleados, los encerraron en la bodega y luego cortaron con esmeril la bóveda metálica donde guardaban el efectivo de la venta anterior.

“Es raro, nunca me había tocado algo así, es normal que asalten de noche, de madrugada, pero de mañana no”, dice un joven a la policía.

La ambulancia PCA-03 llega al lugar, paramédicos ingresan y valoran a Yeni, pues la lastimaron un poco al someterla y amarrarla. Ella temió lo peor, por fortuna no atentaron en su contra.

Con el botín (no cuantificado), los facinerosos huyeron a pie, al parecer los esperaba un taxi de tres dígitos (amparados) y enfilaron hacia el Sur.

En el lugar hay una cámara del CAVIP, pero el monitorista estaba enfocando a otro lado y no captó la imagen.

La esperanza es que sirva la cámara del libramiento Sur y Carretera a Villaflores.

Tardíamente llegaron al lugar elementos de la Fiscalía General del Estado para tomar datos y fotos por el ilícito perpetrado al comercio denominado “Extra”.