Veracruz y Morelia empatan en el puerto

El Tiburón aún no gana en el inicio del Apertura 2018, pero por lo menos tomó una bocanada de oxígeno tras rescatar un empate (2-2) frente al Morelia en el Estadio Luis ‘Pirata’ Fuente. Los purépechas lastimaron al cuadro local con goles de Ray Sandoval y Sebastián Ferreira, que al final solamente sirvieron para sumar un punto, por la mordida de Hibert Ruiz y el agónico tanto de Joe Abrigo que levantó a los jarochos.

Al Veracruz le cuesta imponer condiciones en su cancha, otra vez tuvo que ir contra viento y marea en el propio Puerto. Tras unos minutos de estudio, Morelia fue más decidido que los veracruzanos en la búsqueda de inaugurar el marcador. Después de unos toques, Ray Sandoval cazó el esférico, limpió la zona y sacó un derechazo inalcanzable para Gallese; el balón ingresó con tanta potencia que fue imposible de desviar por el arquero peruano.

Como balde de agua cayó el tanto de Sandoval en los albores del partido. Esa jugada provocó la reacción de los escualos, que inmediatamente contestaron a través de un cañón desviado de Wiler Cartagena que murió arriba del arco michoacano. Aunque el ritmo no era vertiginoso, la contienda se convirtió de ida y vuelta; sensación de peligro en ambas porterías.

Veracruz se transformó en un equipo más agresivo, con posesión de balón en medio terreno. Cuestión de tiempo para ver reflejada su mejoría, mediante un tiro de esquina llegó la ansiada recompensa: Rodrigo Noya peinó con la espalda, el esférico se dirigió a la zona de Hibert Ruiz, quien finalmente fusiló con potencia dentro del área chica para igualar las acciones (1-1). Antes de entrar el descanso, Diego Valdés y Diego Chávez perdonaron de frente al marco, una opción desperdiciada por bando.

Después de la charla en el vestidor, Veracruz se vio más beneficiado. Guillermo Vázquez logró que su equipo tomara el mando, como al final del primer tiempo; sin embargo, no con claridad en el ataque, pero por lo menos tenía controlada a La Monarquía. Lo más emocionante se destapó en las postrimerías de la batalla, Morelia volvió a pegar con tanto de Sebastián Ferreira. Cuando todo parecía condenar al Tiburón de Memo Vázquez, un derechazo lejano de Joe Abrigo se acompañó de un desvío que rindió a Sebastián Sosa, 2-2 de final dramático en el Puerto. Los locales sumaron su primera unidad del certamen, mientras que Morelia ya posee cuatro después de tres compromisos.