Prevén números negativos sin política económica

La renuncia de Carlos Urzúa como titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHPC) se preveía entre los analistas y especialistas, ya que la política económica actual aplicada por el Gobierno Federal es hasta el momento un instrumento chato y sin previsión a mediano y largo plazo, por lo que si no se aplica el adecuado mecanismo económico se prevén números negativos para el 2020 y 2021, declaró el docente de Economía y Fundador de la Consultora de Política Económica en Chiapas, Jonatan Hernández Roque.

En este sentido, indicó que “la fórmula prevista por el presidente de la República de trabajar con el ahorro hecho por la disminución del gasto público, es una política que no llevaba el sello del exsecretario de Hacienda, ya que incluso en su carta de renuncia pública afirma que no está de acuerdo con la metodología llevada a cabo hasta ahorita y que existe la injerencia de gente inexperta en hacienda pública con alto grado de conflicto de interés”.

Ello, dijo, da como resultado que se está faltando a la libre garantía de actuar por parte de Hacienda y sobre todo se están imponiendo políticas económicas no con base a la realidad del país.

Asimismo, el especialista en Economía explicó que la renuncia no afectó en mucho en el tipo de cambio y a los mercados internacionales, entre otros indicadores macroeconómicos, y la inflación se ha mantenido.

Al hacer hacer una radiografía, revela que no hay un plan de trabajo, una política fiscal económica viable.

Si bien el Gobierno Federal ha bajado el gasto público, reiteró, y se ha mantenido el nivel de impuestos estable, “la tirada del Gobierno Federal durante este año será trabajar con lo que se ha ahorrado”, pero el panorama es que “no hay una política viable proyectada al mediano y largo plazo, si no existe eso, no hay el esqueleto o estructura para poder caminar, lo que expresa que algunos indicadores macroeconómicos para el 2020 o 2021 serán el de números negativos”.

Finalmente, externó que uno de estos indicadores es la tasa de desempleo que se ha presentado, “no se han generado los empleos que la población demanda y aunque la inflación se ha mantenido gracias al buen manejo de las políticas del Banco de México, la situación no va a mejorar si no se mantiene un rumbo claro y que tome en cuenta todos los factores y a la gente necesaria para sacar adelante al país en materia económica”.