Cruz Azul derrota 2-0 al FC Juárez

¡Llegó el calmante para los nervios cementeros! Cruz Azul, que estaba desesperado por ganar en la liga, al fin lo consiguió este sábado como local al derrotar 2-0 al FC Juárez en un partido que fue poco vistoso y por grandes lapsos aburrido.

Pero eso poco importa para un equipo como el cementero que apenas consiguió su primera victoria hasta la fecha 4, y si alguien necesitaba un tranquilizante era ni más ni menos que Pedro Caixinha, quien ya comenzaba a sentir el rigor de la presión en sus hombros, al tener un inicio de torneo bastante irregular con la Máquina.

Si la escuadra celeste quería quitarse un poco de esa presión, no iba a tener una mejor oportunidad que esta, frente a un equipo recién ascendido, que si bien venía de ganarle en casa a Toluca, e incluso tuvo una muy clara para ponerse arriba en el marcador en el Azteca, en el segundo tiempo se desfondó y permitió que el local vulnerara la portería que mantuvo inmaculada durante todo el primer tiempo.

Quizá esta victoria de Cruz Azul, sirva para que su gente se vaya acercando poco a poquito de nueva cuenta al Coloso de Santa Úrsula, porque ayer, en un horario bastante accesible, tuvo una entrada muy pobre; muestra inequívoca de que la afición celeste aún no se reconcilia con su equipo.

La Máquina encontró su primera victoria en el Apertura 2019, gracias a Roberto Alvarado y a Pablo Aguilar. Primero, al 63’, en un balón que quedó de rebote dentro del área, el Piojo lo controló, se quitó al portero de Juárez y con portería abierta marcó el 1-0 en el que fue su primer gol en el torneo.

Diez minutos después y tras el cobro de un tiro de esquina, apareció Pablo Aguilar para con un certero cabezazo a primer poste conectara para el 2-0 y sentenciar la victoria celeste.

No fue que Juárez viniera a encerrarse o a presentar muy poco al Coloso de Santa Úrsula. Por momentos fue mejor que Cruz Azul, e inclusive en el primer tiempo tuvo un tiro libre que pegó dos veces en los postes, con lo que se le escapó la oportunidad de irse arriba. Con lo poco que tiene la escuadra fronteriza, presentó una buena cara pero insuficiente para llevarse algo de este estadio.

La victoria le sirvió a Cruz Azul para llegar a cinco unidades, luego de dos empates y una derrota, con lo que escaló posiciones en la Tabla General; y si bien al fin ganó, es un equipo que sigue sin convencer porque ante un rival de mayor envergadura, no puede permitirse lapsos tan malos de juego como los tuvo en casa.