Casi a diario algunos mexicanos hacen gastos para satisfacer sus antojos o darse un gusto, ya sea un café, un refresco o una botana.

A ese desembolso de dinero se le conoce como “gastos hormiga” y representan un promedio diario de entre 70 y 133 pesos, según la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

Solo si se consideran las salidas de dinero diarias para pagar un café, goma de mascar, pan, frituras, refresco y torta, la cuenta puede sumar 70.7 pesos diarios o hasta 133 pesos, dependiendo de dónde se compra cada producto, indicó.

La Profeco dijo que este “gasto hormiga” se puede traducir en un gasto mensual de entre mil 414 pesos y dos mil 670 pesos.

Especialistas en finanzas personales coinciden en que las personas deben planear sus finanzas, es decir, considerar que los gastos no pueden ser mayores que los ingresos fijos que se tienen.

Se debe considerar que en la mayoría de las ocasiones los ingresos son fijos, que tenemos egresos al mes, así como créditos, siendo los de corto plazo los que conviene liquidar.