En asalto por 800 mil pesos balean a conductor de Tsuru
El violento asalto ocurrió ayer por la tarde sobre la 1ª calle Sur, entre 6ª y 7ª avenida Poniente, en el barrio Candelaria. Juan Orel / CP

Una persona de 34 años de edad, originaria del municipio de Las Margaritas, fue asaltada y baleada la tarde de ayer a escasos 50 metros de la Fiscalía de Distrito Fronterizo Sierra en la ciudad de Comitán, en donde la despojaron de 800 mil pesos que retiró de una sucursal bancaria.

Fue alrededor de las tres de la tarde que ocurrió el incidente, sobre la 1ª calle Sur, entre 6ª y 7ª avenida Poniente, en el barrio Candelaria de esta ciudad.

El hecho delictivo ocurrió cuando Omer Hernández, de 34 años de edad, originario de la localidad Francisco Villa, de Las Margaritas, acudió en compañía de otra persona a la sucursal Bancomer, ubicado en bulevar Sur, para retirar la cantidad de 800 mil pesos.

Pero cuando salieron del banco y circulaban a bordo de un Nissan tipo Tsuru, color arena, con placas MKJ-48-12 del Estado de México, fueron interceptados a 150 metros por un par de asaltantes que se desplazan en una motocicleta, quienes realizaron al menos cinco disparos con un arma de fuego, en donde lesionaron al cuentahabiente en el hombro derecho, con entrada y salida del proyectil.

Ante el acto intimidatorio, los delincuentes despojaron del efectivo que las personas habían retirado, para después darse a la fuga con rumbo desconocido.

El incidente fue reportado al 911, por lo que en minutos se movilizaron paramédicos de la Cruz Roja Mexicana, quienes brindaron los primeros auxilios y trasladaron al lesionado al hospital.

Agentes de la Policía Municipal, Estatal Preventiva y Especializada acudieron para acordonar y resguarda el área, en tanto que agentes del servicio pericial realizaron las diligencias correspondientes para consignar el asunto ante un fiscal del Ministerio Público.

Trascendió que el dinero que habían retirado se trata de un apoyo de Conafort.

La motocicleta que utilizaron los asaltantes fue abandonada en el barrio de la Cruz Grande minutos después del asalto, huyendo a bordo de otro vehículo con rumbo desconocido.