“Donald Trump necesita ser destituido de su cargo y vamos a proceder con todas las herramientas que tenemos para asegurarnos de que eso suceda para proteger nuestra democracia”, afirmó la demócrata Katherine Clark, vicepresidenta de la Cámara Baja.

En tanto, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, dijo que está comprometida a “evitar que un presidente trastornado use los códigos nucleares”, en una nueva carta a sus colegas demócratas.

De acuerdo a Clark reconoció que “tienen un tiempo limitado” para iniciar el proceso contra el presidente, a quien sólo le quedan 12 días en el cargo y ya fue acusado por la Cámara Baja en 2019 por cargos de abuso de poder y obstrucción de las investigaciones del Congreso.

Clark insistió en que ella y sus colegas “pueden usar herramientas de procedimiento para llevar artículos de juicio político al piso para una votación de la Cámara de Representantes rápidamente”.

Mencionó también que los artículos de juicio político podrían votarse “a mediados de la próxima semana”.

Los asistentes del Comité Judicial están consultando con los autores de una de las resoluciones de juicio político demócratas, los representantes David Cicilline, Jamie Raskin y Ted Lieu, para prepararse para una posible votación de juicio político en el piso de la Cámara la próxima semana, según tres fuentes.

Los asistentes están ayudando a editar y afinar la resolución de juicio político, dijeron las fuentes, que incluye el cargo de “incitar a una insurrección”.

Pelosi busca evitar que Trump inicie hostilidades

“Hablé con el jefe del Estado Mayor Conjunto, Mark Milley, para discutir las precauciones disponibles para evitar que un presidente inestable inicie hostilidades militares o acceda a los códigos de lanzamiento y ordene un ataque nuclear”, escribió Pelosi.

“La situación de este presidente trastornado no podría ser más peligrosa, y debemos hacer todo lo posible para proteger al pueblo estadounidense de su asalto desequilibrado a nuestro país y nuestra democracia”.