Aumenta demanda del servicio de cremación

Los dos principales panteones de Tapachula, el “Jardín” y el Municipal, presentan una marcada saturación y la falta de espacios para quienes intentan enterrar a sus difuntos. Esto ha propiciado que haya un marcado aumento en la demanda de creaciones de hasta el 60 por ciento, según cifras de las empresas funerarias. 

Las 12 hectáreas de extensión del panteón “Jardín”, así como las ocho del panteón municipal resultan insuficientes para atender la demanda de espacios, por lo que dicha situación ha propiciado que se utilicen no solo los caminos y pasillos, sino también pequeñas veredas; sin embargo, otra de las opciones que ofertan las empresas de servicios funerarios es la cremación, y ha sido notable el aumento de este servicio. 

Factores

Entrevistado al respecto, Moisés Tolentino, gerente de una empresa funeraria, reconoce que hay dos factores que han influido en las cremaciones: uno es la falta de espacios en los cementerios públicos y el otro es el cambio en la ideología tanto de familiares como de las propias personas que en vida piden su cremación. 

Esto permite que con la cremación haya pequeños altares en las casas o el depósito de las cenizas en alguna cripta, o incluso en pequeños espacios en los panteones. 

Señaló que los principales panteones en la ciudad están al límite de su capacidad, lo que genera algunos inconvenientes a las familias que sufren la pérdida de un ser querido, y es por ello que ha crecido la demanda del servicio de cremación. 

Costos

Indicó que el costo de los servicios de cremación va de los ocho mil pesos en adelante, el cual varía por el tipo de urna que las familias solicitan para resguardar los restos de sus familiares, pero siempre se adaptan a la economía de la población.

Moisés Tolentino agregó que, comúnmente, a las familias no les gusta platicar de la muerte, porque nadie quiere que suceda, pero a raíz de lo que sucedió con la pandemia de covid-19, poco a poco se ha tomado el interés de saber en qué consiste la previsión funeraria.