Dan “luz verde” a la integración de consejos

Para darle mayor transparencia a la organización de los comicios locales que se celebrarán el próximo 6 de junio, integrantes del Consejo General del Instituto de Elecciones y Participación Ciudadana (IEPC), en la sesión extraordinaria de este lunes, dieron “luz verde” a la integración de los 24 consejos distritales y 123 municipales.

En ese sentido, el consejero presidente, Oswaldo Chacón Rojas, calificó de trascendente la decisión que se tomó por parte de sus homólogos, debido a que estas personas (más de mil 300) seleccionadas serán las responsables de la preparación, el desarrollo y también la vigilancia del proceso electoral ordinario, en sus respectivos ámbitos.

Después de que se aprobó la convocatoria (11 septiembre de 2020), dijo, se recibieron cuatro mil 888 solicitudes de registro, de ese número, dos mil 335 fueron mujeres y el resto varones. La lista de los integrantes será publicada en la página oficial del IEPC.

Fue el 9 de enero de este año cuando la Universidad Autónoma Metropolitana, a través de su área electoral, aplicó el examen a tres mil 827 personas, sin que el Consejo General tuviera intervención en esta etapa, para darle imparcialidad al proceso.

“Este proceso ha cumplido con los elementos necesarios para dotar de la transparencia y legitimidad a quienes integren estos consejos electorales distritales y municipales; por su puesto que siempre cabe la posibilidad de haya inquietudes (…), lo que se no se vale es sostener acusaciones sin pruebas”, remarcó Chacón Rojas.

Durante la sesión extraordinaria, también se aprobaron los lineamientos para vigilar la conducta de las personas que participarán de forma directa en la organización de las elecciones del próximo 6 de junio.

En ese sentido, María Magdalena Vila Domínguez, presidenta de la Comisión Provisional Encargada de Instruir los Procedimientos de Presuntas Irregularidades, advirtió que existen dos vías para cuidar el buen funcionamiento de los órganos desconcentrados: una será a través de la remoción y la otra es la revisión de anomalías.

Por su parte, Chacón Rojas dijo que los consejeros y consejeras distritales y municipales no tendrán un “cheque en blanco” ni tampoco una “licencia para delinquir”, al contrario, son ciudadanos que vigilarán la organización de las elecciones pero que son susceptibles de que sean denunciados, siempre y cuando, se les comprueben irregularidades.

Finalmente, las personas que formarán parte de los órganos desconcentrados estarán en la obligación de informar al Consejo General en caso de que algún familiar salga beneficiado con alguna candidatura, de lo contrario, podrían ser denunciadas por omisión.