Expone investigador del INAH tema sobre Bonampak

Con la participación de alumnos y docentes de la Licenciatura en Danza, del Centro de Estudios para el Arte y la Cultura de la Universidad Autónoma de Chiapas (CEUNACH), se desarrolló la conferencia “Bonampak y su devenir en las pinturas murales”, a cargo del investigador del Centro Regional Chiapas del Instituto Nacional de Antropología e Historia, Alejandro Tovalín Ahumada.

La conferencia que se impartió durante dos días estuvo conformada por ocho temas: La ubicación de Bonampak; El descubrimiento de Bonampak; Antecedentes de investigación arqueológica; Descripción del sitio arqueológico; Antecedentes históricos; El tiempo de Chan Muwan II; Los murales del edificio de las Pinturas y La danza en los murales de Bonampak.

La charla permitió a los estudiantes ubicar el sitio arqueológico de Bonampak. Inmerso en la selva Lacandona este asentamiento prehispánico se extiende a lo largo del valle del río Lacanjá, teniendo como vecinos cercanos a una docena de ciudades mayas de importancia similar, pero todos ellos sometidos en diferentes épocas del periodo Clásico a la hegemonía de las ciudades más importantes de la cuenca del río Usumacinta, Yaxchilán y Piedras Negras.

El exponente describió la manera en que inicialmente el sitio arqueológico denominado Ruina #10 fue dado a conocer al mundo y cómo fue bautizado con el nombre de Bonampak debido a la existencia de sus magníficos murales. Habló del significado de Bonampak, así como de la situación que originó la pelea por los créditos del descubrimiento que generó la denominada Bonampakitis en el país y que culminó con la muerte de Carlos Frey y Lázaro Gómez en la selva Lacandona.

Tovalin Ahumada destacó la participación de diversas instituciones y académicos que han desarrollado trabajos de investigación, restauración y conservación en el sitio, tareas que iniciaron en 1946 y que se prolongaron hasta 1948 por la institución Carnegie de Washington, en 1949 por el INBA hoy Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) y a partir de 1960 hasta nuestros días por el INAH.

Ante alumnos y docentes del CEUNACH, el investigador describió el sitio arqueológico, cómo está conformado, su patrón de asentamiento, el tipo de terreno en donde se desarrolló el asentamiento prehispánico y los modelos de organización política y territorial, además de las características de la arquitectura del lugar y el uso de una acrópolis como centro rector del sitio, el uso de la bóveda maya y cresterías, el edificio de las Pinturas, la existencia de ocho etapas constructivas y los elementos que los constituyen, así como la funeraria de elite, el tipo de unidades habitacionales que hay en el lugar, su número y distribución en el territorio bajo control de Bonampak.