Es fundamental que la población conozca los factores de riesgo sobre el consumo de hongos comestibles, debido a que existen varios tipos que son venenosos y obviamente representan un gran riesgo para salud si se desconoce cómo identificarlos. En Chiapas, los casos de intoxicación se dan principalmente en la zona Altos.

Eddy de Jesús Constantino Acuña, coordinador de Capacitaciones del Departamento de Fomento Sanitario de la Dirección de Protección contra Riesgos Sanitarios (Dipris), comentó que trabajan para crear cultura en el autocuidado de la salud, en este caso sobre el consumo de hongos comestibles.

La temporada de setas que se pueden consumir comienza a mediados de mayo y termina a mediados de octubre, periodo en que fortalecen las acciones de difusión en los municipios donde es común el consumo de estos hongos.

Es complicado poder diferenciar un hongo comestible de uno venenoso, porque muchos son tan parecidos en color, tamaño, sabor y morfología; los habitantes de algunas comunidades han logrado hacerlo pero a través de muchos años de experiencia.

Por ello se recomienda consumir únicamente champiñones que venden en los mercados públicos, o con personas que ya tengan experiencia en su colecta hasta 10, 20 o más años, porque son hongos que se pueden comer con confianza.

Sin embargo, desafortunadamente ese conocimiento ancestral se ha ido perdiendo debido a las negaciones que se han dado en las últimas generaciones, ya que generalmente se venía heredando.

Enfatizó que es importante que la población conozca la morfología de los hongos, y aunque no es asunto de unos días, es un conocimiento ancestral debido a que se requiere de elementos concretos para poder identificarlos.

Mencionó que también en la zona fronteriza se han presentado casos de intoxicación por hongos: en Chanal, Chamula, Zinacantán, entre otros municipios. Los hongos más venenosos registran un porcentaje de muerte de 70-80 por ciento.

Si una persona experimenta una intoxicación grave tienen que pasar mínimo 72 horas; los principales síntomas que presentan son vómito, diarrea, malestar en general, en casos aislados se presenta espuma por la boca.