Talentos Charritas conquistó Zona Chiapas

Talentos Charritas completó una temporada de ensueño en la Liga Mexicana de Futbol Femenil (Limeffe), al coronarse como equipo campeón del Torneo Apertura 2020 de la Zona Chiapas, superando en la final 5-0 a Iguaneros de Mazatán, en duelo efectuado a puerta abierta en la cancha del Estadio “Roberto Ortiz Solís” de Comitán de Domínguez.

El encuentro prácticamente sólo tuvo a un equipo en el campo, pues Talentos Charritas ejerció el futbol que las llevó a terminar como superlíderes de la fase regular, no obstante que en frente tuvieron al equipo que había concluido en la segunda posición de la tabla y que —en teoría— se presentaba como el rival más complicado a superar en la persecución del título.

Emily Altúzar comenzó a inclinar la balanza a favor de Charritas con uno de los mejores goles de la temporada, en el cobro de un tiro libre desde la mitad del campo en el que sorprendió a la portera Jaurini Gerardo, para poner el 1-0.

La misma jugadora amplió la cuenta con el 2-0 en la primera parte, para poner al cuadro de Iguaneras contra las cuerdas, mientras que Wendy Villatoro amplió la ventaja a 3-0 antes de que concluyera el primer tiempo, para un marcador que parecía prácticamente definitivo.

Pero en la segunda mitad del encuentro, Talentos Charritas constató su gran actuación, anotando otro par de goles vía Lupita Rodas y Alejandra Jovel, para poner el 5-0 final sobre Iguaneros de Mazatán.

Con esta victoria, Talentos Charritas se coronó campeón de la Zona Chiapas y con esto obtuvo el derecho de representar al estado en la Fase Nacional de la Liga Mexicana de Futbol Femenil, la cual se celebraría tentativamente el mes de julio de este año, teniendo como sedes probables la ciudad de Guadalajara, Jalisco, o bien las instalaciones de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), las cuales han mostrado interés por acoger el evento.

Limeffe, ausente

Finalmente, vale la pena mencionar que para la gran final de la Zona Chiapas no existió la representación formal de la Limeffe, cuyo presidente, Ponce de León, no pudo ser localizado, razón por la cual tuvieron que aportar ellos mismos la premiación del evento.