Replicando modelos aprobados en EU, Europa y Brasil, la Asociación Nacional de Cines Independientes buscará mitigar el embate económico que dejará la actual contingencia sanitaria. Además de buscar apoyos federales, han solicitado a las distintas distribuidoras afincadas en México, que de manera temporal acuerden no cobrar garantías.

Una de ellas es la que cobran las distribuidoras a los cines como una forma de respaldo y con la cual se quedan, independiente de la taquilla que genere el título. La Asociación, que contabiliza alrededor de 200 cines y unas mil pantallas en casi toda la República Mexicana, está conformada por empresas como Henrry Cinemas, Cine Magic y Exhibición Alternativa. Están presentes en poblaciones en las que no acceden las grandes cadenas exhibidoras, como Juchitán y Huajuapan en Oaxaca; San Andrés Tuxtla, Veracruz, o Atotonilco, Jalisco.

Ignacio Cervantes, tesorero de la agrupación, indicó que los cines cerraron antes del anuncio gubernamental en marzo; cada uno da empleo, en promedio, a 10 personas. “Somos una opción importante porque estamos en lugares donde no llegarán las grandes cadenas. Nos dicen (las autoridades) que debemos seguir pagando empleados, pero apenas y lo que se recaudaba cada día era para mantenerse al día, así hicimos el esfuerzo de no dar de baja a la gente y cada quien negoció por su lado” señala.

De igual forma, destaca que “ahora buscamos la forma de tener un apoyo financiero por parte de las autoridades, esperando que se den las reglas de los apoyos; pero sobre todo, tenemos una propuesta dentro del medio cinematográfico”. Asimismo, explica que a las distribuidoras les han propuesto un trato similar al que llegaron los cines en EU. “Allá acordaron cobrar menos por las proyecciones, no hay garantías, apoyo con la publicidad. En lugar, por ejemplo, de 50 o 60 por ciento de taquilla para ellos, que sea más bajo. Si no se hace, muchos cines van a cerrar, por ejemplo en San Andrés Tuxtla es el único cine, es el único lugar de diversión para los jóvenes, si cierra pueden llegar al alcohol, al billar, a cosas así”, puntualiza.