Vaticinan mayor pobreza al campo

Al menos un 29 por ciento se pretende disminuir el presupuesto destinado a las actividades agropecuarias para el 2020, lo que significa que de 65 mil millones que se destinaron en el 2019 el próximo año solo se tendrán 46 mil millones de pesos, lo que generará un impacto negativo que aumentará la pobreza sobre todo en estados eminentemente agropecuarios como Chiapas donde el campo sufre su peor momento, y seguramente se agudizará al tener menor inversión.

En esta materia la Confederación Nacional de Propietarios Rurales (CNPR) estima que esta propuesta induce a la pobreza y a una mayor dependencia alimentaria y económica de los mexicanos, ya que los recursos que se destinarán no solo son insuficientes para el tamaño de las necesidades de inversión y de combate a la pobreza sino que con la reducción de los recursos se pone en riesgo el valor de las exportaciones del sector agropecuario y se cancelan las posibilidades de sustentar bases para la autosuficiencia alimentaria.

En este sentido es posible que quienes diseñan las políticas económicas del país, posiblemente desconozcan las fortalezas y debilidades del campo, pues deberían tomar como referencia la riqueza que produce el sector agropecuario en el país, ya que solo en el esquema de exportaciones de productos del campo, en 2018 se logró un valor de 34 mil millones de dólares en divisas y es posible que al terminar 2019, se alcanzarán 38 mil millones de dólares. Sin embargo, de acuerdo a la propuesta económica no habrá recursos para la Secretaría de Economía lo que significa una total incomprensión de parte de las autoridades federales hacia los productores que han desplegado grandes esfuerzos por lograr estándares de calidad, sanidad, inocuidad y capacidad de gestión en los diferentes mercados internacionales en los que compiten con productos como café, plátano, mango, dátiles y aguacate.

Otro tema de gran importancia para el sector rural del país, es el relativo al medio ambiente ya que el cambio climático avanza de manera alarmante y no se conocen acciones que corroboren avances de las dependencias que concurren en este fenómeno hasta el momento. Al contrario, desaparecen del presupuesto 2020 todos los programas relacionados con este grave problema mundial, lo que lleva a pensar que falta conocimiento de los grandes temas que afectan al medio ambiente.

Además siendo México un país altamente agropecuario, es preocupante que disminuyan los subsidios a inversión y productividad, derecho a la alimentación, comercialización, sustentabilidad y financiamiento que son los que permiten la competencia comercial.

Por tanto, bajo estos esquemas, la autosuficiencia alimentaria en granos básicos y oleaginosas, será inalcanzable solamente con transferencias monetarias a los productores, sobre todo de autoconsumo, que representan el 65 por ciento del total nacional, y se hace indispensable ofrecer apoyos a políticas orientadas a la agricultura comercial.

Aunque la Cámara de Diputados tiene hasta el 15 de noviembre para aprobar el PEF, esperamos que los legisladores federales analicen a conciencia la propuesta enviada por el Ejecutivo Federal, la cual lejos de generar riqueza en algunos rubros afecta severamente  a los más pobres.

Lamentablemente son varios los proyectos  con reducciones financieras de las que se habían anunciado por el gobierno federal como la panacea del sexenio como ejemplo el programa Jóvenes Construyendo el futuro, que ha resultado un fracaso por que los lineamientos por que lejos de generar resultados propició corrupción y el recorte que se preve es de la mitad de lo que se utilizó este año, lo cual indica que si en 2019 hubo 900 mil becarios, en 2020 sólo serán 587 mil, y parte de éstas son para algunos que ya están en el programa. Aunque vale la pena mencionar que se hablaba de cerrar el 2019 con un millón de jóvenes pero ante la falta de recursos para cumplir el padrón se cerró con 900 mil becarios y antes de tiempo.

Con filo

Otro de los programas que fueron anunciados com bombo y platillo, y que no tendrán el presupuesto anunciado es el del Tren Maya que beneficiará directamente a la entidad según lo planteado por el gobierno federal que en el 2019 le asignó seis mil millones de pesos y en las modificaciones resulta que ahora, tiene menos recursos de los que se habían anunciado pues solo presupuestan dos mil 500 millones de pesos un recorte mayor al 50 por ciento…///Asimismo la refinería Dos Bocas en Tabasco se habían planteado 50 mil millones de pesos anuales en los primeros dos años de construcción, pero ahora solo se contemplan 41 mil 256 millones de pesos, ocho mil millones por debajo de lo destinado en 2019, es decir modificaciones impresionantes a los proyectos de infraestructura que serían las obras más importantes del sexenio…/// Contrario al discurso se dará prioridad al sector energético ya que se plantea otorgar a Pemex unos  86 mil millones de pesos, con la finalidad de enfrentar el problema de la caída de producción petrolera y para seguir obteniendo gas de lutitas, para lo cual la Federación plantea un gasto de más de 10 mil millones de pesos para continuar explotando pozos de hidrocarburos con esta técnica, con lo cual se se sigue apostando a los daños ambientales…///El titular de la política interna de Chiapas, Ismael Brito Mazariegos, confirma la buena relación entre el gobierno federal y estatal, tras un encuentro con el titular de la unidad de gobierno de la Secretaría de Gobernación, Waldo Fernández González, donde resaltó la aplicación al estado de derecho en la entidad.

maryjose52@hotmail.com